viernes, 8 de octubre de 2010

Me caí y de la misma forma me levantare. y el lema de ello será un “YA BASTA”


Son encantos como desencantos, son corazones que laten a un mismo ritmo lento y al mismo tiempo rápido, como hilos de una cuerda floja que se proyectan de acuerdo al presente y el pasado el cual se tiende a reventar en el punto más débil. Son ilusiones que no logras tenerlas, es como una ola arrastrando la arena a su paso a lo profundo del mar, se despiertan furores dentro de mi cosas no jamás deseadas pero nadie te oye, nadie te entiende; tal vez el lema perfecto seria un glorioso “ya basta”. ¿Ya basta de qué? De experimentar cosas como tomarse una limonada dulce, probarla y saborearla y al final de cada trago de ese vaso sientes lo amargo a pesar de que lo endulzaste y trataste de hacerlo. Una marca, acida que te da en toda la garganta clavarte puñales en el corazón muy hondos, para así poder sacarte esas pequeñas astillas en tu pecho, son como gusanos que te consumen poco a poco y te van dejando absolutamente seca, sin nada en tu interior y solo te conviertes en un alma sin cuerpo en algo totalmente vacía. Lentamente las horas se hacen interminables algo que se encuentra mal en ti, esa que te duele y la única manera de desahogarte es buscando un poco de alivio, por tus noches te envuelve en una manta que te cubre de pies a cabeza son reflejos de tristeza, te aferras a ella dolorosamente con intensidad abrazas a tu almohada apretándola contra tu pecho fuertemente tu único refugio, esa que sabe tus inquietantes secretos será  incondicionalmente fiel a ti. Sientes que se te va el aire como si alguien te lo atuviera arrancando de ti, ese dolor se manifiesta en esas pequeñas gotas saladas esas que derramas  por tus ojos, que traen consigo dolor, todo aquello que creíste tener y que creíste que era se llevan cada suspiro de ti. Es como si un maestro te preguntara algo el cual tu no sepas y trates de buscar rápidamente la respuesta, y los nervios que te siegan la mente evitándote pensar claramente el cual tal vez sepas, de la misma manera el cual busco  y seguiré buscando esa respuesta de mi vida, quien soy y a donde voy experiencias eh tenido no muchas pero lo suficiente, el mundo da muchas vueltas y de tantas caídas pueda levantarme sin el temor de nada, tener la frente bien en alto y con la desembocadura de mi boca tomar una gran bocanada de aire dar el suspiro mas grande, ese que me alimente que llene cada espacio de mi vacio hasta el punto de gritar con toda la locura ese: “YA BASTA” ya sabré a donde voy y también se porque. No derrotarme por cosas como desengaños amores no correspondidos, esa muerte aquella persona que me enfrió desde hace tiempo congelo mis esperanzas, que ese calor me invada y me cubra con todo su regazo que me haga soñar disfrutar esa aquella adrenalina las ganas de vivir. Sabré que todo no es color de rosas pero yo tengo el control de mi vida,  hoy estoy abajo pero tu estas arriba quien sabe, cambiar lagrimas por alegría, decidir ponerle alas a mi espalda y decir  “BASTA” la vida es una sola, ríe por tus penas y goza de ellas…

2 comentarios:

Yaruzka Brandon Cullen dijo...

¡lo adoro, loro!
jajja, ¿viste, tosti? ¡yo tenia tazon! ¡debias publicar!
la verdad es que llega y bastante, bruja, me encanta. tod@s hemos pasado por eso, y digamos q ni es muy bello ni muy feo. buehh, el amor es una tonteria echa por dos, puede haber una gran historia detras pero el solo deja un monton de recuerdos increibles que jamas olvidaras. el amor es como una planta: ahy que ragarlo con pequeños detalles cada dia. y no ahy que dejar de decir las cosas, no se deben callar. esas cosas se van acumulando como cajas en una bodega, aveces ahy q sacar algunas y quitarles el polvo.
desde el primer momento que lei aquel escrito tuyo supe que eras un diamante en bruto! solo habia q pulirte un poco! y ahora nos demuestras todo tu talento!!!
cada palabra, significado, oracion... todo eso llega al corazon.
sigue asi, Caye.
muy pronto se pagara mucho por leerte...

Yess Evenson Masen dijo...

Quedo genial...
Te entiendo a todos nos ha, pasado y a pesar de que duele, hay que aprender a levantarnos y demostras que somos fuertes y q nuestro corazon vale mucho mas de lo que algunos creen...
Besos